Mar de Ajó: Robaron en Las Cabañas de Omar

Los robos en La Costa, no paran. Villa Clelia, se ha convertido en el centro de oportunismo a la delincuencia. El viernes, alrededor de las 23 hs, robaron y dañaron a un microemprendimiento local, violentando una puerta de una oficinita perteneciente a una familia tradicional de la región.

El hecho ocurrió en la Avenida Pueyrredón 1780, esquina Estanislao del Campo, de la localidad de Mar de Ajó. Quedó registrado en filmación de cámara privada y solicitaran filmación de l acamara municipal, ubicada sobre Estanislao del Campo.

“Duele muchísimo, cualquier daño, cualquier acto de violencia, más aun cuando se daña a una fuente de emprendimiento que es de todos, son muchos los monotributistas que hacen esfuerzos para producir block de hormigón, levantándose todos los días a las 5 de la mañana para trabajar” comentó Omar Guerendiain, pionero de la región, creador, junto a su hermano, de los Block de hormigón premoldeados, para cercos y construcción de cabañas, que hoy son modelos en Nueva Atlantic.

“Llamamos a la policía, en cuanto se disparó la alarma, habrán tardado 20 minutos en llegar los uniformados; los delincuentes ya se habían ido, persuadidos por lo gritos de mi hija” manifestó Liliana, esposa de Omar y agregó:No importa lo que se llevaron, sino lo que dejan: una incertidumbre, una terrible inseguridad, que te hace pensar que te pueden hacer cualquier cosa; antes el barrio, era tranquilo y este robo no es el primero”. y agregó: “Nosotros, como sociedad debemos prevenirnos, prescindiendo de si la criminalidad es alta o baja en la zona, ¿puede hacer algo para protegerse usted y también a los suyos? Claro que sí. Este principio bíblico le será muy útil: “El prudente ve el peligro y lo evita; el imprudente sigue adelante y sufre el daño” (Proverbios 22:3, Dios habla hoy, 2002). Eso es precisamente lo que aconseja la policía: tomar medidas preventivas, es decir, evitar situaciones peligrosas.

La delincuencia no solo ocasiona daños físicos y pérdidas materiales. A muchas personas también les deja cicatrices emocionales. De ahí la importancia de hacer todo lo razonablemente posible para protegernos.

“Espero esta vez se pueda individualizar a los delincuentes, sin dudas han quedado registrados ante la cámara de seguridad que se encuentra instalada en la esquina de Estanislao del Campo, solicitamos el registro al centro de monitoreo” finalizó Omar.

Compartir